Los hermanos sean unidos

La llegada de Javier Saviola -27 años- al Benfica no era un tema que pudiéramos dejar sin analizar en el blog bajo ningún motivo. Los cinco millones de euros que recibió el Real Madrid por él, justifican sobradamente la calidad del aún joven delantero (es más joven que yo).


Llevará el dorsal 30



La posibilidad de reencontrarse con Pablo Cesar Aimar le da al juego del conejito las alas que no tenía ni en el Barcelona, ni en el Sevilla, ni en el Mónaco y mucho menos en el conjunto blanco donde sólo jugó 18 partidos (8 titular) y aún así logró 4 dianas en ¡dos años!.


Cardozo con 17 goles, Nuno Gomez con 7 y Suazo con 4 son los referentes de gol del Sport Lisboa en la Liga Sagres esta temporada por lo que sinceramente no tiene rivales en la lucha por ser el delantero centro titular del equipo, sin contar con que el juego de banda de Di María y el de enganche de Aimar le vienen como anillo al dedo.



Debutó en la Selección de fútbol de Argentina el 16 de agosto del 2000 en un partido frente a Paraguay que finalizó igualado 1:1. En ese momento, tenía 18 años de edad. Disputó la Copa Mundial de Fútbol de 2006 anotando un gol. Ha sido convocado para partidos amistosos y de eliminatorias para la Copa Mundial de Fútbol de 2010.


Esta es la última vez que nos vimos (2003), si encuentro fotos de 1999 (cuando ganó el premio a Mejor Futbolista Sudamericano de ese año) las colgaré, de hecho, esto me hace pensar que debería hacer una entrada con todas las fotos que tengo con jugadores y famosos relacionados con el fútbol (Stoichkov, Tevez, Kluivert, etc.).


Jorge Valdano hacía alardes del talento que tuvo para ubicar a este jugador tan rápido en otro club europeo. Recalcando que recibir 5 millones por él eran un logro y que el fichaje entonces había sido rentable porque llegó gratis. Gratis si, pero el Pibito cobraba 4,6 millones de euros anuales así que haciendo cuentas en la servilleta: 4,6 x 2 años = 9,2 millones - 5 millones de su traspaso = 4,2 millones de euros de pérdida para la entidad blanca porque nadie habrá comprado su camiseta como para tener un extra. Encima le hicieron perder tiempo porque seguro que él pensaba que jugaría, seguro.



Indudablemente Pablo Aimar, llegado del Zaragoza el año pasado será un gran socio tanto dentro como fuera de la cancha y anímicamente una inyección de moral para reencausar su carrera dentro del equipo de las águilas. No quiero ser repetitivo pero también esto favorece al payaso porque su juego mejorará seguramente.


Habitualmente Javier iba a la casa de Pablo cuando ambos estaban en River Plate porque le encantaban las milanesas que les preparaban cada vez que iban a comer allí, su amistad probablemente haya sido lo que haya llevado a Aimar a recomendarle como fichaje, un fichaje que ante la inminente lucha por la Liga Europa (ex UEFA) les dará grandes posibilidades de hacerse con el título.

Suerte Saviola, ojalá te vaya bien y recuperes tu luz en el Benfica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario