Mundial 2010 - Grupo B - Corea del Sur

Corea del Sur es el equipo que parte como "menos favorito", aunque sus actuaciones en las últimas dos Copas del Mundo les da motivos para ilusionarse. En 2002 alcanzaron las semifinales y hace cuatro años rescataron un empate contra Francia.


Corea del Sur es, sin lugar a dudas, uno de los equipos más fuertes del continente asiático. Ha participado en siete Copas del Mundo. En el año 2002, avanzó hasta semifinales, derrotando a selecciones de gran importancia, como Italia y España, en sendos encuentros marcados por la polémica arbitral a favor del país anfitrión del mundial. A contraposición de lo que seguramente sea el colista del grupo, sus números no son malos, de hecho los útimos resultados de sus partidos fueron: Irán 1-1, Arabia Saudita 0-0, Emiratos Árabes 2-0, Corea del Norte 1-0, Irán 1-1, Arabia Saudita 2-0, Emiratos Árabes 4-1 y Corea del Norte 1-1. Por lo que, por más que sean rivales "flojitos", el subidón de moral los puede situar en una posición mejor que lo que predicen los expertos.


Park Ji-Sung empezó en un equipo de Japón, el Kyoto Sanga F.C.. Allí ganó el campeonato de la segunda División y su equipo fue promovido a la primera División. Park lideró el equipo a las finales de la Copa de Emperadores, y anotó de cabeza para el empate en la final, que después terminó ganando el Sanga por primera vez en toda su historia.
Fue contratado luego por el PSV Eindhoven, y en la temporada 2005-06, fue fichado por el Manchester United FC, donde desde su primer partido mostró sus cualidades, la tranquilidad para jugar y su buen estado físico. También hay personas que dicen que el éxito de Ji-Sung fue debido en parte a Guus Hiddink, quien lo convocó para la selección surcoreana en 2002 y lo fichó siendo técnico del PSV Eindhoven.


Park Ji Sung tendrá que jugar al máximo para vencer a los pronósticos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario